Ventajas y desventajas de la proyección en pantalla

Tener un proyector en casa, de buenas a primeras, parece una de las ideas más grandes del mundo. Puedo imaginarme a Homer Simpson babeando, imaginando cambiar su tele de siempre por una super pantalla.

Seguro que te haces la idea.

Pero un proyector también tiene sus inconvenientes y siempre debes tenerlo todo en cuenta, antes de tomar la decisión de comprar uno. Ésta es una de las principales recomendaciones de uso para pantallas que voy a contarte.

Las ventajas y las desventajas de un proyector en casa

Los proyectores se denominan a veces «proyectores frontales» o «sistemas de proyección de dos piezas» en referencia al hecho de que un proyector se utiliza normalmente con una pantalla separada que se monta en una pared o se cuelga de un techo.

Sin embargo, hoy en día muchos usuarios con modelos de proyectores más baratos simplemente hacen brillar la imagen en una pared blanca para ahorrar el coste de la pantalla.

Para ver cuatro fotos de vacaciones, videos caseros y similares puede que sea bastante, pero si de verdad quieres aprovechar la calidad de un buen proyector, mejor hacer las cosas bien: usar un proyector en casa tiene sus cosas buenas y sus cosas malas.

Otras recomendaciones importantes

Qué ventajas tiene un proyector

1- Te ofrece una imagen lo más grande posible

Los proyectores generan el mayor tamaño de imagen posible. Con una TV plana estás limitado/a por el tamaño de la misma. Además, una TV de gran tamaño vale mucho dinero, sale mucho más barato una pantalla y un proyector de calidad.

Puede utilizarlos para recrear la experiencia de estar antle una pantalla muy grande, como la de un cine comercial, en tu propia casa.

En teoría, según el modelo de proyector que uses, el tamaño real de la imagen puede llegar hasta 300″ de diagonal o más. Pero en realidad el tamaño de la imagen de cualquier proyector está limitado por su salida de luz.

Sin embargo, la mayoría de los proyectores producen buenas imágenes en tamaños de 90″ a 120″ de diagonal, que es mucho más grande que cualquier otra cosa que se pueda obtener con televisores de pantalla plana.

Son también una gran opción para tamños menores

Tal vez no quieres una imagen enorme, o tal vez no tiene espacio para una pantalla tan grande.

En este caso, se puede usar un proyector para obtener una imagen más pequeña, digamos de 60″ de diagonal. Así que puede servir como un sustituto económico para un televisor de plasma de 60″ que se puede ir fácilmente a casi los 1000€.

Con este tamaño de imagen, la imagen suele ser muy brillante y se puede utilizar con algunas de las luces de la habitación encendidas. Dado el bajo costo de muchos proyectores de nivel básico, esta puede ser la manera más barata de obtener una imagen de 60″ en la pared.

Anda que no ibas a disfrutar de un buen partido de fútbol con 60 o 70 pulgadas…

Bajo coste

Lo creas o no, un proyector frontal puede ser la alternativa menos costosa para el ver cualquier cosa en pantalla grande desde tu sofá.

Algunos proyectores específicos para el cine en casa están a precios muy bajos, tanto que puedes tenerlos, con una buena pantalla, por menos de 1000€, lo que los hace mucho más baratos que las TV de pantalla plana con la misma diagonal que puedes conseguir.

Incluso pueden ser más baratos que un televisor de calidad de 55″ (que viene siendo el estándar de hoy día).

Aqui tienes los modelos más baratos y con mejores opiniones de Amazon. Verás que valen, en realidad, mucho menos que el equivalente en una TV. No olvides mirar también la selección de pantallas para proyector baratas, merece la pena gastar un poco más y comprar el equipo completo (no proyectes en la pared, que las pantallas on bastante baratas).

Por supuesto, los proyectores varían en precio, de muy baratos a muy caros, dependiendo de una variedad de factores de rendimiento.

Pero incluso algunos de los mejores son ahora productos de consumo masivo y mucho más asequibles que antes. Y medido en base al precio por pulgada diagonal, son claramente los productos de vídeo más baratos del mercado.

Ahorro de espacio

Un proyector pequeño que se monta en una mesa de café o una mesa de centro, un estante trasero, una librería, o montado en el techo. En realidad no ocupa casi nada de espacio en una habitación o tu salón comedor.

Cuando no está en funcionamiento es, en gran medida, invisible. Usando un proyector te deshaces de la televisión, un cacharro grande, que ocupa mucho, cuando no se está usando.

Fácil de instalar

La facilidad de instalación puede variar realmente entre un modelo y otro, de si lo pones sobre una mesa o lo cuelgas del techo.

Pero si estás instalando un sistema simple, un proyector que solo sacas para ver películas puesto en la mesa de centro, o lo dejas fijo en una estantería trasera y usas una pantalla de proyección manual, realmente es tan fácil de instalar como un simple televisor.

Los proyectores de ahora son ligeros, y una persona puede sacarlos de la caja, colocarlos y obtener una imagen en la pared con pocos problemas.

A veces se requieren algunos ajustes para afinar la imagen de modo que se vea lo mejor posible, pero vamos, como en todos los porudctos de audio y video, incluidos los televisores convencionales.

Desventajas de un proyector

A menudo se requiere un cuarto oscuro

Los proyectores frontales se ven mejor en una habitación oscura, como en una sala de cine. Cuando se ve en una habitación oscura, se obtiene el máximo contraste y brillo en la imagen.

El hecho de que necesites o no una habitación oscura depende en parte de la luminosidad del proyector y, en parte, de lo exigente que seas a la hora de mantener la máxima calidad de imagen.

Aunque la pantalla también juega un papel importante. Los modelos de pantallas de proyección grises tienen una mejor respuesta en ambientes con luminosidad ambiente y permiten un mejor ajuste del contraste sin tener que estar a oscuras. Tienes más información en el artículo donde te hablo de la ganancia de una pantalla de proyección.

Si usted está tratando de crear una experiencia similar a la de un cine, esto debería preocuparte poco, ya que seguro que tienes una sala preparada que se puede quedar completamente oscura.

Sin embargo, si usted planeas usarlo en muchas reuniones familiares o sociales alrededor de tu mesa o tu sofá, es posible que no quieras una habitación oscura. Por lo tanto, antes de seleccionar un proyector frontal, es necesario tener en cuenta el uso que se le va a dar.

Requiere mantenimiento

La mayoría de los proyectores requieren una atención de mantenimiento que los televisores de pantalla plana o la pantalla de un ordenador normal no requiere.

Recambios de las luces de proyección

Todos los proyectores funcionan con lámparas que necesitan ser reemplazadas periódicamente, y las lámparas pueden costar de un tercio a la mitad de lo que vale un proyector. Incluso más en algunos casos.

La frecuencia de reemplazo de las lámparas depende del modelo y de su uso, pero muchos usuarios de proyectores reemplazan las lámparas cada dos o tres años. En los modelos con lámparas led (y todo apunta a que lo serán todos en poco tiempo) las lámparas duran muchísimo más.

Filtros de aire

Además del reemplazo de la lámpara, la mayoría de los proyectores tienen filtros de aire que deben ser limpiados o reemplazados cada dos  o tres meses aunque no se usen, porque el polvo les entra igual.

Si no se mantienen limpios los filtros, se puede reducir la vida útil de la lámpara y aumentar las posibilidades de que el polvo entre en la unidad y cree puntos borrosos en la imagen proyectada.

Una vez que esto sucede, o eres muy muy manitas y puedes desmontarlo para limpiarlo o tienes que acudir al fabricante para su limpieza. Algunos proyectores tienen ópticas selladas que eliminan este problema, pero la mayoría no lo hacen, ya que sellar las ópticas sube bastante el precio.

La instalación puede ser más complicada que la de un TV

Como te he comentado antes, la facilidad de instalación varía en función de la forma en que quieras configurarlo.

Si planea montarlo en el techo, tienes dos opciones:

  1. o haces regatas (tú o un albañil) y lo dejas todo oculto
  2. o dejas los cables vistos o usando regletas

Además, si también utilizsa una pantalla de proyección, enganchar una pantalla fija a la pared o instalar una pantalla eléctrica retráctil en el techo añade más pasos al proceso de instalación.

Pero tampoco es para alarmarse. Instalar una regleta adhesiva, de las que venden en los bazares chinos, sale barato y es muy sencillo. En cuanto a isntalar un soporte de techo, ahí ya hay que usar el taladro.

Pero vamos… ¿Quién no sabe usar un taladro?

Eso sí, si el proyector no tiene capacidad de desplazamiento físico de la lente, el trabajo de montaje en el techo para montar una pantalla debe realizarse con especial cuidado. El «desplazamiento de la lente» es una función que te permite mover la lente hacia arriba y hacia abajo, y a veces hacia los lados, para ajustar la ubicación y la perspectiva de la imagen proyectada, sin mover el proyector. La mayoría de los proyectores no tienen esta característica.

Artefactos de arco iris

Al elegir un proyector, debes tener en cuenta que algunos usuarios de proyectores que utilizan la tecnología DLP pueden producir artefactos de separación de color, comúnmente conocidos como arco iris, o artefactos de arco iris.

Este es un desafortunado efecto secundario de la rueda de color giratoria en el motor de luz de un proyector DLP. La mayoría de las personas no son sensibles a este fenómeno, pero los que lo son pueden experimentarlo como algo que va desde una distracción menor hasta una distorisón que hace que el proyector sea vuelva imposible de ver.

Además de distraer la vista, el efecto también causa dolores de cabeza y fatiga visual. Por eso, si estás interesado/a en un proyector DLP para uso doméstico, es importante que verifiques que tanto tú como tu familia o cualquier otro espectador habitual no sean sensibles a los artefactos del arco iris de DLP (en un óptico te lo miran en un momento).

Este efecto se produce sobretodo en proyectores DLP con una velocidad de rotación estándar de 2x. Son estos modelos los que causan más quejas.

Los proyectores DLP con ruedas de velocidades 4x o 5x son mucho menos problemáticos.

Por otro lado, los proyectores que utilizan tecnología LCD o LCOS no tienen este problema en absoluto, ya que no tienen ruedas de color en sus motores.

Además, los proyectores DLP de 3 chips más caros tampoco tienen ningún problema, ya que no utilizan ruedas de color.

Por lo tanto, esta desventaja se limita a los proyectores DLP de un solo chip con ruedas de color de velocidad 2x estándar.

Se requiere un sistema de audio independiente

La mayoría de los proyectores no tienen audio incluído o si lo tienen, no es un sistema de audio lque se pueda usar para ver de películas en condiciones.

Por lo tanto, la mayoría de las personas que optan por un proyector también usan algún sistema de audio. He visto de todo, desde altavoces de coche potenciados en cajas de madera, hasta sofisticados sistemas de audio envolventes mejores que los del multicine que tengo cerca de casa.

Te puedo pormeter algo:

las imágenes grandes se ven mejor con un sonido grande

Te asguro que ver una peli en un proyector bueno con un sonido flojo y malo, se carga por completo la experiencia que ofrece una buena configuración.

En resumen, la solución del proyector no es tan sencilla como comprar, enchufar y sintonizar un televisor.

Por lo tanto, si vas a dar el paso hacia la proyección en pantalla grande, piensa detenidamente en lo que tendrás que hacer para instalarlo de una forma, te aconsejo, adecuada tanto a la pantalla como al proyector, como al sonido.

¿Para quién es exactamente un proyector?

Un proyector se puede utilizar para mil cosas, para ver cine en casa, como un sustituto más barato de un televisor de pantalla grande, para ver gaming, para exposiciones…

Debes determinar el tamaño que quieres que tenga la imagen final en función de la proximidad a la pared o pantalla en la que coloques el proyector. Puedes saber más sobre cual es la mejor distancia de una pantalla de proyección si haces clic en el enlace anterior.

A menos que tenga un proyector muy brillante, la luz ambiental de la habitación afectará negativamente a la calidad de la imagen de vídeo al hacer que parezca opaca y deslucida. Por lo tanto, aquellos con mucha luz ambiental deberían pensar en proyectores con una alta salida de luz o centrarse en los productos de vídeo alternativos que se muestran a continuación.

Una gran parte de esta decisión depende de lo que se pretenda hacer con ella. Si la proyección de películas en pantalla ancha es su principal interés, los proyectores lo hacen en un formato mucho mayor que cualquier otra solución.

Pero si planeas ver mucha televisión y noticias, aunque puedes hacerlo en un proyector, la mayoría de la gente encuentra que las pantallas planas de Tv son la mejor opción.

Por supuesto, si lo que busca es un gran sistema de sonido envolvente multicanal y una experiencia de audio completa de «teatro», lo mejor es tener una imagen de vídeo muy grande.

Hay algo que no está bien en tener un sistema de sonido envolvente que sacude la habitación y una imagen relativamente pequeña de 40″ a 60″ en el centro.

Tienes la sensación de que el audio está completamente cargado, pero el vídeo necesita ayuda. Así que si la verdadera experiencia en el cine es su principal objetivo, encuentra una manera de eliminar las luces tirarte a la piscina con la compra de un proyector y una pantalla grande.